Austria

Showing 1–12 of 13 results

  • Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Vino procedente de suelos calizos. Fermentación espontánea en depósitos de acero, madurado en barricas usadas. En nariz ahumados, ciruela, cereza, posteriormente guindas, tierra, olivas negras, estragón, profundo y especiado, pero sin epatar, fino y largo. En boca, ciruela, picota, saúco, hierbas provenzales, chocolate negro. Buena longitud y acidez.

    Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Como su nombre indica procedente de suelos calizos y grava. Riqueza aromática, manzana asada, cáscara de mandarina, toque floral. Jugoso, elegante y sedoso. Fondo mineral, salino. Cosechado a mano entre septiembre y octubre, fermentación espontánea, de 2 a 8 semanas sobre lias, un año de maduración en fudre, sin filtrar, sin adición de sulfuroso.

    Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Martin Muthenthaler. Juega estilísticamente en la exclusiva liga de su amigo y mentor Veyder-Malberg. Martin elabora vinos vibrantes, verticales y con una tensión exquisita. Mineralidad, notas cítricas y salinas, a más de uno le hará replantearse su concepto de esta varietal de éxito a nivel internacional, pero bastante desconocida aún entre nosotros y de difícil pronunciación; grüner veltliner. El entusiasmo mostrado por el Master Sommelier Brian Mcclintic hacia los vinos de Martin ha contribuido a dar si cabe mayor proyección a sus vinos. Muthenthaler prescinde de los convencionalismos de Wachau, y no clasifica sus vinos dentro de las nomenclaturas de Smaragd, Ferderspiel y Steinfeder. Buscando que cada añada sea el reflejo más fiel de la añada y de sus suelos sin condicionamientos administrativos que desembocan en ocasiones en vinos gruesos, de mayor grado y sobremaduros y que poco tienen que ver con la grüner veltliner orginal. También disponemos de su riesling procedente del mítico Ried Bruck, un pago que en términos de prestigio podría trazarse analogía con un Perrieres de Mersault pero más accesible.

  • Martin Muthenthaler. Juega estilísticamente en la exclusiva liga de su amigo y mentor Veyder-Malberg. Martin elabora vinos vibrantes, verticales y con una tensión exquisita. Mineralidad, notas cítricas y salinas, a más de uno le hará replantearse su concepto de esta varietal de éxito a nivel internacional, pero bastante desconocida aún entre nosotros y de difícil pronunciación; grüner veltliner. El entusiasmo mostrado por el Master Sommelier Brian Mcclintic hacia los vinos de Martin ha contribuido a dar si cabe mayor proyección a sus vinos. Muthenthaler prescinde de los convencionalismos de Wachau, y no clasifica sus vinos dentro de las nomenclaturas de Smaragd, Ferderspiel y Steinfeder. Buscando que cada añada sea el reflejo más fiel de la añada y de sus suelos sin condicionamientos administrativos que desembocan en ocasiones en vinos gruesos, de mayor grado y sobremaduros y que poco tienen que ver con la grüner veltliner orginal. También disponemos de su riesling procedente del mítico Ried Bruck, un pago que en términos de prestigio podría trazarse analogía con un Perrieres de Mersault. Mühldorfer nos presenta en su primera añada un riesling más accesible que gusta y sorprende a partes iguales.

  • Martin Muthenthaler. Juega estilísticamente en la exclusiva liga de su amigo y mentor Veyder-Malberg. Martin elabora vinos vibrantes, verticales y con una tensión exquisita. Mineralidad, notas cítricas y salinas, a más de uno le hará replantearse su concepto de esta varietal de éxito a nivel internacional, pero bastante desconocida aún entre nosotros y de difícil pronunciación; grüner veltliner. El entusiasmo mostrado por el Master Sommelier Brian Mcclintic hacia los vinos de Martin ha contribuido a dar si cabe mayor proyección a sus vinos. Muthenthaler prescinde de los convencionalismos de Wachau, y no clasifica sus vinos dentro de las nomenclaturas de Smaragd, Ferderspiel y Steinfeder. Buscando que cada añada sea el reflejo más fiel de la añada y de sus suelos sin condicionamientos administrativos que desembocan en ocasiones en vinos gruesos, de mayor grado y sobremaduros y que poco tienen que ver con la grüner veltliner orginal. También disponemos de su riesling procedente del mítico Ried Bruck, un pago que en términos de prestigio podría trazarse analogía con un Perrieres de Mersault pero más accesible.

  • Orange wine con un cupo tan limitado para España como 12 botellas. Hierbas ahumadas, fina fruta amarilla, pieles de naranja, mineralidad, matices cítricos. Largo, complejo, vino para acompañar casi cualquier plato, y también para disfrutarlo por si solo.  Cosecha manual a finales de septiembre, fermentación espontánea, paciencia en barrica vieja de 600 litros y después una larga espera hasta que es embotellado sin filtrar ni adición de sulfuroso.

    Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Orange wine con un cupo tan limitado para España como 12 botellas. Particular, graso, ahumado, fina fruta amarilla, miel de bosque, especias, notas de oxidación, larga mineralidad salina, muy seco. Puede agradecer la decantación a quien guste de esta práctica.  Cosecha manual a finales de septiembre, fermentación espontánea, paciencia en barrica vieja de 600 litros y después una larga espera hasta que es embotellado sin filtrar ni adición de sulfuroso.

    Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Claus Preisinger. Claus es el miembro más joven del grupo Pannobile, surgido en Burgenland para defender el carácter único de su terruño y sus variedades locales. Se situa ya en la vanguardia entre los prodcutores austríacos. Poniendo siempre el acento en sus suelos. Certificado orgánico, sus vinos siguen los preceptos de la biodinámica. Uno de los elaboradores que viene creando más expectación en las ferias de vino natural.

  • Martin Muthenthaler. Juega estilísticamente en la exclusiva liga de su amigo y mentor Veyder-Malberg. Martin elabora vinos vibrantes, verticales y con una tensión exquisita. Mineralidad, notas cítricas y salinas, a más de uno le hará replantearse su concepto de esta varietal de éxito a nivel internacional, pero bastante desconocida aún entre nosotros y de difícil pronunciación; grüner veltliner. El entusiasmo mostrado por el Master Sommelier Brian Mcclintic hacia los vinos de Martin ha contribuido a dar si cabe mayor proyección a sus vinos. Muthenthaler prescinde de los convencionalismos de Wachau, y no clasifica sus vinos dentro de las nomenclaturas de Smaragd, Ferderspiel y Steinfeder. Buscando que cada añada sea el reflejo más fiel de la añada y de sus suelos sin condicionamientos administrativos que desembocan en ocasiones en vinos gruesos, de mayor grado y sobremaduros y que poco tienen que ver con la grüner veltliner orginal. También disponemos de su riesling procedente del mítico Ried Bruck, un pago que en términos de prestigio podría trazarse analogía con un Perrieres de Mersault pero más accesible.